El jueves pasado con el Nieblas, lo primero que les recomendé fue no llevar a su madre a comer el 10 de mayo, porque entre tanta gente y trajín puede terminar siendo una mala experiencia para el de por sí sensible día.

En lugar de eso les sugerí llevarla a comer hasta el fin de semana o esta semana que viene, a dos lugares que son de no perderle, estos dos restaurantes ya los he reseñado en el pasado, y son a prueba de balas, ya que no son exóticos pero si exquisitos.

El primero es el Ópera Bistro. Una pequeña esquina en la colonia Industrial, donde con técnica europea, se sirve la mejor pizza (el crust es un sueño) las pistas son delicadas y suaves, los cortes y guarniciones soberbios y todo se acompaña de vino, limonada o sangrías. Mis favoritos son la pizza de 4 quesos con arúgula, el rib eye con hummus y verduras baby, o la pasta en salsa de vino tinto. La ensalada Ceasar asada es imperdible también.

Si van a llevar a comer a su má acompañados de mucha gente, lo perfecto es ir a La Rupestre, ya que se sirven cazuelas al centro de la mesa, el lugar es festivo, familiar, la comida para carnívoros felices y exigentes, y la verdad no hay a cual cazuela irle, pollo, costillas, cortes, puerco…todo para feliz portarse como trogloditas. El cierre de la sobremesa aquí se hace con un mezcal acanelado perfecto para la digestión.

Otra manera de quedar muy demasiado bien es comprarle a su madre un certificado de regalo para un masaje reparador con la Terapeuta Elizabeth Balbuena, que en lo personal, es quien con su mantenimiento evita que yo ande tullida por la vida.

Y ya para cerrar, recuerden que las cremas y tratamientos cosméticos son un must para todo mujer, pero a nuestras mamás a veces por estar comprando cosas para la familia no les queda dinerito para ello. Desde hace años les he repetido que no hay mejor regalo que cremas y tratamientos, así que dense una vuelta con Marlen a Salud Corporal, y agéndenle a su amor eterno un Hollywood Peel o un hidrafacial, y si ya andan más dadivosos también cómprenle una cera de Jojoba la  cara, las tres cosas son infalibles para conservar hidratación, juventud y una piel con color más parejito y sano.

Espero les haya sido de ayuda y el segmento lo cerré con las Femina de Argentina.

Quizás te guste

Share This