En mi última colaboración con el Nieblas, les di un listado de recomendaciones para los que traen viaje a Ciudad de México esta Semana Santa. Hace unos 20 días estuve por allá y me concentré en disfrutar al máximo esta área de la metrópoli, ya que es tan inmensa que uno se vuelve loco si quiere abarcarlo todo. El verano pasado les di una guía para el Centro Histórico, hoy toca Roma Condesa.

Mi primer salida fue al Molino del Pujol, una iniciativa de Enrique Olvera, donde se hacen tortillas de maíz con mazorcas criollas, se puede pedir docena para llevar o degustar unos taquitos de aguacate, frijoles de la olla y pasarlos con cerveza de maíz azul. Este proyecto busca preservar el maíz milenario que se ha ido perdiendo con la manipulación transgénica. Los tacos son como deben ser, sin pretensiones, sin falta de sabor.

Pero lo que me estaba saboreando con meses de antelación fue mi comida en el Maximo Bristrot, el lugar del ahora famoso deportado Eduardo García. Este restaurante utiliza la más depurada técnica francesa para cocinar, pero usando sólo ingredientes mexicanos de primera calidad y de productores cercanos. El menú es progresivo, así que siempre hay que llegar con la idea de sorprenderse con la novedad. En este lugar la carta de vinos y mezcales es bien grande, así que hay que llegar con la idea de dejarse deleitar con los placeres más mundanos para el paladar.

Después de caminar un rato disfrutando de las jacarandas en flor, llegué a mi muy pendiente cita a la Churrería el Moro, la legendaria churrería que está viviendo su segundo aire desde que los nietos tomaron el control de la marca. El lugar es hermoso y sencillo, se pueden comer churros acompañados de aderezos de chocolate amargo o cajeta, yo opté por un pequeño sandwich de churro y nieve de maracuyá, y para pasarlo un café bien negro.

Para cerrar, les recomendé no dejar de pasar por el Centro de la Imagen, en donde hasta el 28 de abril soy parte de la exhibición colectiva “Todo menos un fantasma”, con mi proyecto Sakamoto.

Les puse una rola que amo de Jessie Reyes

 

 

 

 

 

 

Quizás te guste

Share This